La educación afectivo-sexual debe conseguir varios objetivos: conocimiento claro de la sexualidad humana; aceptación de la propia sexualidad como fundamentalmente buena; y, debido respeto a la sexualidad como medio de realización personal, de comunicación interpersonal y transmisión de la vida.

A continuación puedes descargarte el artículo completo donde se aborda este tema en profundidad.

Ver artículo completo